Quemchi: camionero en la mira tras “extravío” de $56 millones en salmones rumbo a Puerto Varas

Fotografía de contexto.

QUEMCHI (La Opinión de Chiloé) — Una serie de diligencias están realizando actualmente funcionarios policiales para dilucidar un supuesto “extravío” de parte de una millonaria carga de salmones, hecho ocurrido en mayo de este año, y que por ahora no tiene sospechosos, o eso es lo que se pensaba.

De acuerdo a antecedentes de la investigación a los que accedió La Opinión de Chiloé, los hechos se remiten al pasado 18 de mayo de este año cuando un camión de la empresa Transportes Pacífico Ltda. que presta servicios para la industria salmonera salió de la Planta Prosal en Quemchi cargado con alrededor de 22.001 kilos de salmón con rumbo al Frigorífico Hook de Puerto Varas; sin embargo, al llegar a su destino, se pudo constatar que el sello de seguridad estaba alterado por lo que se decidió chequear el peso de la carga verificándose que habían arribado 20.080 kilos, es decir, casi 2.000 kilos menos, todo avaluado en hasta los 56 millones de pesos.

Según lo relatado por el chofer, en el trayecto sólo se habría detenido dos veces durante el viaje (para comer y para depositarle dinero a su madre), sin embargo, registros del GPS del camión acusaron que en realidad lo hizo en siete ocasiones, por lo que realizada la denuncia, se está en plena etapa de reconstruir el viaje.

El conductor habría indicado que nunca se dio cuenta de la sustracción de los salmones, pero nuevas pericias se han ordenado para determinar qué es lo que pasó realmente junto con identificar a los responsables. La Opinión de Chiloé confirmó que durante esta semana se decretaron algunas diligencias —que se mantendrán en reserva por ahora— que resultarían claves para armar este puzle.

¡Bienvenido! Puedes opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En La Opinión de Chiloé valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Sé parte de la conversación.

Comentarios